/ jueves 2 de julio de 2020

Cuarto de Guerra

PARÁLISIS. A 8 meses de buscar la reelección, el Covid-19 mantiene al Municipio de Querétaro en otra dimensión donde el tiempo es elástico, con el alcalde Luis Nava contagiado desde hace 3 semanas y recluido en casa, más 3 cercanos colaboradores que dieron positivo al virus: su vocero, su jefe de policía y su tesorero.

DESASTRE. Una raya más al tigre de Jorge Meade Ocaranza, el aún delegado especial del CEN del PRI en Querétaro, fue la resolución del Tribunal Electoral para reinstalar en la dirigencia estatal a Juan José Ruiz y tumbar de la silla a Paul Ospital. Porque además de exhibido por el TEEQ con las anomalías jurídicas y el daño causado al Comité Estatal que de pronto por su culpa se quedó chiflando en la loma, el enviado “Manos de Tijera” provocó una sentencia que trasciende el ámbito local y acota futuras designaciones que Alejandro “AMLITO” Moreno, presidente del CEN, pretenda hacer en el futuro.

RIP. Al PRI queretano se le acaban las opciones de vida. Aunque Ruiz Rodríguez recupere el mando del PRI, ahora sí que “sólo cenizas hallará de todo lo que fue su amor” porque la división crece en el antiguo “partidazo” que, vale la pena recordar, hace apenas 5 años era el que rifaba en el gobierno queretano y hoy batalla hasta por su registro. ¡Qué manera de perder…! Peor aún, suponiendo que el líder reinstalado sorprendiera convocando para sustituir a su cuestionada dirigencia con la esperanza de una “reconstrucción”, sólo abriría otro pleito tribal. Y si se queda Ruiz, como de hecho pretende, aspirarán a ser el “outsourcing” del PAN, si bien les va.

PARÁLISIS. A 8 meses de buscar la reelección, el Covid-19 mantiene al Municipio de Querétaro en otra dimensión donde el tiempo es elástico, con el alcalde Luis Nava contagiado desde hace 3 semanas y recluido en casa, más 3 cercanos colaboradores que dieron positivo al virus: su vocero, su jefe de policía y su tesorero.

DESASTRE. Una raya más al tigre de Jorge Meade Ocaranza, el aún delegado especial del CEN del PRI en Querétaro, fue la resolución del Tribunal Electoral para reinstalar en la dirigencia estatal a Juan José Ruiz y tumbar de la silla a Paul Ospital. Porque además de exhibido por el TEEQ con las anomalías jurídicas y el daño causado al Comité Estatal que de pronto por su culpa se quedó chiflando en la loma, el enviado “Manos de Tijera” provocó una sentencia que trasciende el ámbito local y acota futuras designaciones que Alejandro “AMLITO” Moreno, presidente del CEN, pretenda hacer en el futuro.

RIP. Al PRI queretano se le acaban las opciones de vida. Aunque Ruiz Rodríguez recupere el mando del PRI, ahora sí que “sólo cenizas hallará de todo lo que fue su amor” porque la división crece en el antiguo “partidazo” que, vale la pena recordar, hace apenas 5 años era el que rifaba en el gobierno queretano y hoy batalla hasta por su registro. ¡Qué manera de perder…! Peor aún, suponiendo que el líder reinstalado sorprendiera convocando para sustituir a su cuestionada dirigencia con la esperanza de una “reconstrucción”, sólo abriría otro pleito tribal. Y si se queda Ruiz, como de hecho pretende, aspirarán a ser el “outsourcing” del PAN, si bien les va.

martes 04 de agosto de 2020

Cuarto de Guerra

viernes 31 de julio de 2020

Cuarto de Guerra

jueves 30 de julio de 2020

Cuarto de Guerra

miércoles 29 de julio de 2020

Cuarto de Guerra

martes 28 de julio de 2020

Cuarto de Guerra

jueves 23 de julio de 2020

Cuarto de Guerra

miércoles 22 de julio de 2020

Cuarto de Guerra

martes 21 de julio de 2020

Cuarto de Guerra

viernes 17 de julio de 2020

Cuarto de Guerra

jueves 16 de julio de 2020

Cuarto de Guerra

Cargar Más