/ miércoles 11 de mayo de 2022

Cientos de niños indígenas murieron en asilos federales de EEUU

Alrededor de 19 establecimientos "contabilizan más de 500 restos de amerindios, nativos de Alaska y Hawái"

Más de 500 niños nativos americanos murieron en internados gestionados por el gobierno de Estados Unidos en los que se abusaba físicamente de los alumnos y se les negaba comida, según un informe del Departamento del Interior publicado el miércoles.

Sepulturas tanto identificadas como anónimas fueron descubiertas en unos 53 internados que alojaron entre 1819 y 1969 a menores separados de sus familias con fines de asimilación, según el informe sobre el "sistema federal de internado para indígenas".

Alrededor de 19 establecimientos "contabilizan más de 500 restos de amerindios, nativos de Alaska y Hawái", asegura el informe que subraya que las autoridades "esperan que el número de sepulturas identificadas aumente" a medida que avance la investigación.

El lugar de los enterramientos no ha sido revelado con el fin de evitar el "saqueo de tumbas, el vandalismo y otras perturbaciones de los sitios de sepultura indígena", precisaron los autores.

Este informe es la primera parte de una gran investigación lanzada por el ministerio del Interior, tras el descubrimiento en 2021 de más de mil sepulturas anónimas de niños nativos indígenas en las instalaciones de antiguos internados.

Entre 1819 y 1969, el "sistema federal de internado para indígenas" contabilizó 408 escuelas situadas en 37 estados y territorios estadounidenses, de ellos 21 escuelas en Alaska y siete en Hawái, según el informe solicitado por la secretaria del Interior, Deb Haaland, también amerindia.

"Las consecuencias de las políticas del 'sistema federal de internado para indígenas' -incluyendo el trauma intergeneracional causado por la separación de la familia y la erradicación cultural infligida en generaciones de niños incluso de 4 años de edad- son innegables y desgarradoras", dijo Haaland en una declaración.

-- Métodos de terror--

El programa federal "desplegó métodos sistemáticos militarizados de alteración de la identidad para tratar de asimilar por medio de la educación" a los niños de comunidades nativas, en particular dándoles un nombre anglófono o cortándoles el cabello.

Deborah Parker, de la coalición nacional de sanación de los nativos americanos internados en esos centros, destacó las consecuencias devastadoras a largo plazo de estas escuelas.

"Después de generaciones, aun no sabemos cuantos niños estuvieron allí. Cuántos niños murieron, cuántos niños estuvieron asustados de por vida por estas instituciones federales" dijo Parker en una rueda de prensa.

Esos centros desestimulaban o evitaban que los niños hablaran en su lengua y se concentraban en la enseñanza de capacidades técnicas o en el trabajo manual "con perspectivas de empleo a menudo sin relación a la situación de la economía industrial estadounidense, perturbando todavía más las economías tribales", según el informe.

En estos establecimientos la regla era a menudo el castigo corporal, al igual que el aislamiento y la privación de la comida, la flagelación, los golpes y los grilletes, según explica el reporte.

Agrega que los niños más grandes eran obligados a castigar a los más pequeños.

La oficina de asuntos indígenas busca seguir la investigación para determinar el número total de niños que integraban estas escuelas y el número total de enterramientos en el país e identificar a los niños que allí yacen.

Más de 500 niños nativos americanos murieron en internados gestionados por el gobierno de Estados Unidos en los que se abusaba físicamente de los alumnos y se les negaba comida, según un informe del Departamento del Interior publicado el miércoles.

Sepulturas tanto identificadas como anónimas fueron descubiertas en unos 53 internados que alojaron entre 1819 y 1969 a menores separados de sus familias con fines de asimilación, según el informe sobre el "sistema federal de internado para indígenas".

Alrededor de 19 establecimientos "contabilizan más de 500 restos de amerindios, nativos de Alaska y Hawái", asegura el informe que subraya que las autoridades "esperan que el número de sepulturas identificadas aumente" a medida que avance la investigación.

El lugar de los enterramientos no ha sido revelado con el fin de evitar el "saqueo de tumbas, el vandalismo y otras perturbaciones de los sitios de sepultura indígena", precisaron los autores.

Este informe es la primera parte de una gran investigación lanzada por el ministerio del Interior, tras el descubrimiento en 2021 de más de mil sepulturas anónimas de niños nativos indígenas en las instalaciones de antiguos internados.

Entre 1819 y 1969, el "sistema federal de internado para indígenas" contabilizó 408 escuelas situadas en 37 estados y territorios estadounidenses, de ellos 21 escuelas en Alaska y siete en Hawái, según el informe solicitado por la secretaria del Interior, Deb Haaland, también amerindia.

"Las consecuencias de las políticas del 'sistema federal de internado para indígenas' -incluyendo el trauma intergeneracional causado por la separación de la familia y la erradicación cultural infligida en generaciones de niños incluso de 4 años de edad- son innegables y desgarradoras", dijo Haaland en una declaración.

-- Métodos de terror--

El programa federal "desplegó métodos sistemáticos militarizados de alteración de la identidad para tratar de asimilar por medio de la educación" a los niños de comunidades nativas, en particular dándoles un nombre anglófono o cortándoles el cabello.

Deborah Parker, de la coalición nacional de sanación de los nativos americanos internados en esos centros, destacó las consecuencias devastadoras a largo plazo de estas escuelas.

"Después de generaciones, aun no sabemos cuantos niños estuvieron allí. Cuántos niños murieron, cuántos niños estuvieron asustados de por vida por estas instituciones federales" dijo Parker en una rueda de prensa.

Esos centros desestimulaban o evitaban que los niños hablaran en su lengua y se concentraban en la enseñanza de capacidades técnicas o en el trabajo manual "con perspectivas de empleo a menudo sin relación a la situación de la economía industrial estadounidense, perturbando todavía más las economías tribales", según el informe.

En estos establecimientos la regla era a menudo el castigo corporal, al igual que el aislamiento y la privación de la comida, la flagelación, los golpes y los grilletes, según explica el reporte.

Agrega que los niños más grandes eran obligados a castigar a los más pequeños.

La oficina de asuntos indígenas busca seguir la investigación para determinar el número total de niños que integraban estas escuelas y el número total de enterramientos en el país e identificar a los niños que allí yacen.

Local

Actividad sanjuanense sin contratiempo por error de Microsoft

Los bancos, sistemas de salud y demás continuaron con sus actividades de manera habitual

Local

Instalan módulo de información a connacionales

En la calle 16 de Septiembre número 14 estará ubicado el espacio en donde los paisanos podrán denunciar posibles denuncias, abusos o irregularidades por parte de servidores públicos

Local

Prestadores de servicios de Tequisquiapan se capacitaron

Fiscalía General del estado brindó información sobre activación de alerta Amber y protocolo Alba

Deportes

Hospital General convoca a su 12ª carrera atlética

Se llevará a cabo el 8 de septiembre en las distancias 5 y 10 kilómetros ,con la participación de más de 450 corredores

Círculos

Reabren el boliche, un lugar lleno de recuerdos

Desde 1990 fue uno de los espacios destinados a la diversión de la ciudad, que era visitado por los sanjuanenses e incluso ahí, se celebraron torneos regionales

Salud

¿Qué es la neuropatía diabética?

Aunque existen varias, este tipo de padecimientos se da en las personas diagnosticadas con esta enfermedad y genera adormecimiento o dolor en las manos o los pies