/ domingo 18 de octubre de 2020

Grupos prodemocracia llaman a nuevas protestas en Bangkok

Los organizadores piden a los manifestantes estar preparados a las 15.00 horas local a lo largo de las estaciones de metro elevado BTS, que vertebra la capital

Uno de los grupos estudiantiles responsables de las manifestaciones que exigen reformas democráticas en Tailandia anunció una nueva jornada de protestas para este domingo en Bangkok, la quinta consecutiva.

Los organizadores piden a los manifestantes estar preparados a las 15.00 hora local (8.00 GMT) a lo largo de las estaciones de metro elevado BTS, que vertebra la capital.

Como respuesta la Policía ordenó el cierre de hasta 15 estaciones en las líneas de metro elevado y subterráneo a lo largo de la urbe mediante el decreto de emergencia "severa" aprobado el jueves por el Gobierno.

Las autoridades, que ayer cerraron toda la red de transporte público de la ciudad, justificaron la medida de hoy "para mantener la seguridad" del Estado y el pueblo frente al "trastorno" que causan las protestas.

El cierre completo de la red de trasporte público, no obstante, no pudo impedir ayer que decenas de miles de personas, la mayoría jóvenes, inundaran varias zonas de la capital coordinados a través de las redes sociales y servicios de mensajería móvil.

La reuniones de carácter político de 5 o más personas están prohibidas conforme al decreto de emergencia, que también castiga con dos años de cárcel o hasta 40.000 bat de multa (1.280 dólares o 1.100 euros) la publicación de fotos o comentarios en las redes sociales desde los lugares donde transcurren las protestas, recordó hoy la Policía.

Desde el martes, las autoridades han detenido a más de 70 manifestantes, entre ellos casi todos los principales líderes del movimiento estudiantil prodemocrático, entre ellos al menos 6 participantes en las marchas de anoche.

El movimiento prodemocracia tampoco se ha amedrentado por la dura represión policial del jueves, cuando los antidisturbios cargaron contra la desarmada y pacífica muchedumbre y usaron cañones de agua contra miles de personas que se reunieron en el centro de Bangkok.

El Gobierno decretó hace tres días un estado de emergencia "severo" con el objetivo de sofocar el movimiento antigubernamental e impedir la publicación de noticias que afecten a la seguridad nacional, entre otras medidas.

El estado de emergencia se aprobó después de que el miércoles tuviera lugar una protesta masiva en la que se produjo un gesto inédito de rebeldía cuando los manifestantes se acercaron a escasos metros a una caravana de coches donde viajaban miembros de la casa real, entre ellos la reina Suthida y el príncipe Dipangkorn.

La principal demanda del movimiento estudiantil, que comenzó en julio y ha ido cobrando fuerza, es la dimisión del Gobierno del general Prayut Chan-ocha, quien lideró el golpe de Estado militar de 2014 y retuvo el cargo en 2019 tras unas controvertidas elecciones.

También exigen la disolución del Parlamento y una nueva Constitución, ya que la actual fue redactada por la antigua junta militar (2014-2019), además de reducir la influencia del Ejército en la política.

Pero la demanda más audaz y controvertida es la reforma de la monarquía, un tema tabú hasta hace poco por el gran respeto que ha inspirado la institución y la dura ley de lesa majestad, que prevé penas de hasta 15 años de cárcel para quien critique a la corona.

Uno de los grupos estudiantiles responsables de las manifestaciones que exigen reformas democráticas en Tailandia anunció una nueva jornada de protestas para este domingo en Bangkok, la quinta consecutiva.

Los organizadores piden a los manifestantes estar preparados a las 15.00 hora local (8.00 GMT) a lo largo de las estaciones de metro elevado BTS, que vertebra la capital.

Como respuesta la Policía ordenó el cierre de hasta 15 estaciones en las líneas de metro elevado y subterráneo a lo largo de la urbe mediante el decreto de emergencia "severa" aprobado el jueves por el Gobierno.

Las autoridades, que ayer cerraron toda la red de transporte público de la ciudad, justificaron la medida de hoy "para mantener la seguridad" del Estado y el pueblo frente al "trastorno" que causan las protestas.

El cierre completo de la red de trasporte público, no obstante, no pudo impedir ayer que decenas de miles de personas, la mayoría jóvenes, inundaran varias zonas de la capital coordinados a través de las redes sociales y servicios de mensajería móvil.

La reuniones de carácter político de 5 o más personas están prohibidas conforme al decreto de emergencia, que también castiga con dos años de cárcel o hasta 40.000 bat de multa (1.280 dólares o 1.100 euros) la publicación de fotos o comentarios en las redes sociales desde los lugares donde transcurren las protestas, recordó hoy la Policía.

Desde el martes, las autoridades han detenido a más de 70 manifestantes, entre ellos casi todos los principales líderes del movimiento estudiantil prodemocrático, entre ellos al menos 6 participantes en las marchas de anoche.

El movimiento prodemocracia tampoco se ha amedrentado por la dura represión policial del jueves, cuando los antidisturbios cargaron contra la desarmada y pacífica muchedumbre y usaron cañones de agua contra miles de personas que se reunieron en el centro de Bangkok.

El Gobierno decretó hace tres días un estado de emergencia "severo" con el objetivo de sofocar el movimiento antigubernamental e impedir la publicación de noticias que afecten a la seguridad nacional, entre otras medidas.

El estado de emergencia se aprobó después de que el miércoles tuviera lugar una protesta masiva en la que se produjo un gesto inédito de rebeldía cuando los manifestantes se acercaron a escasos metros a una caravana de coches donde viajaban miembros de la casa real, entre ellos la reina Suthida y el príncipe Dipangkorn.

La principal demanda del movimiento estudiantil, que comenzó en julio y ha ido cobrando fuerza, es la dimisión del Gobierno del general Prayut Chan-ocha, quien lideró el golpe de Estado militar de 2014 y retuvo el cargo en 2019 tras unas controvertidas elecciones.

También exigen la disolución del Parlamento y una nueva Constitución, ya que la actual fue redactada por la antigua junta militar (2014-2019), además de reducir la influencia del Ejército en la política.

Pero la demanda más audaz y controvertida es la reforma de la monarquía, un tema tabú hasta hace poco por el gran respeto que ha inspirado la institución y la dura ley de lesa majestad, que prevé penas de hasta 15 años de cárcel para quien critique a la corona.

Local

Concilian 98% de denuncias en Profeco

Agencias de viaje y bienes raíces son las que guardan mayor incidencia en cuanto a las quejas

Local

Alertan con bardas sobre Hoy No Circula en Hidalgo

Dicho programa lo aplicó la entidad hidalguense como parte de las medidas para prevenir contagios de Covid-19

Local

Monitorearán panteones para evitar visitas

Reiteran el llamado para que la población no genere aglomeraciones

Mundo

Trump y Biden aceleran a cuatro días de las presidenciales en EU

El presidente republicano tiene marcados tres actos en Michigan, Wisconsin y Minnesota mientras que su rival demócrata comparecerá en Iowa y Minnesota y Wisconsin

Mundo

El papa Francisco prepara el próximo cónclave

A finales de noviembre nombrará a trece nuevos cardenales, entre ellos nueve electores, que comparten su visión de una iglesia comprometida con los pobres y desfavorecidos de todo el mundo

Deportes

Rumbo a la liguilla

El futbol continúa generando emociones en la Liga Premier

Local

Transportistas en la peor de sus crisis

Personas vulnerables han tenido que detener actividades por la pandemia de Covid-19

Local

Colocan jitomate amealcense en restaurantes

Buscan apoyar a los productores de los invernaderos de la zona indígena

Local

Realizarán foro de donación y trasplantes

“En lo que va de la historia de Querétaro se han llevado a cabo mil 530 trasplantes y mil 276 donaciones"