/ miércoles 23 de septiembre de 2020

Lukashenko, investido en secreto pese a protestas en Bielorrusia

"Prestó juramento en lengua bielorrusa, después firmó el acta y la presidenta de la Comisión Electoral (...) le entregó el certificado de presidente de la república de Bielorrusia"

El presidente bielorruso, Alexander Lukashenko, que se enfrenta a un impresionante movimiento de protesta en las calles tras su reelección en agosto, prestó juramento este miércoles para un sexto mandato en una ceremonia mantenida en secreto.

"Alexander Lukashenko prestó juramento en lengua bielorrusa, después firmó el acta y la presidenta de la Comisión Electoral (...) le entregó el certificado de presidente de la república de Bielorrusia", informó primero la agencia de prensa gubernamental Belta y luego la web presidencial.

Durante la mañana, medios de comunicación independientes y plataformas de la oposición habían mencionado esta posibilidad ya que vieron el cortejo del presidente recorrer la ciudad a gran velocidad y comprobaron que la principal avenida de Minsk estaba cerrada al público, y con un importante despliegue policial alrededor de la sede presidencial.

"El presidente en funciones afirmó que había ganado con un 80% de los votos, pero convierte su investidura en una operación de los servicios especiales, con protección de las fuerzas antidisturbios y en secreto", ironizó en la red Telegram uno de los líderes de la oposición, Pavel Latushko, en el exilio como la mayoría de sus compañeros.

"Revolución de color"

Foto: AFP

Para los opositores y los medios de prensa independientes, esta ceremonia, que debía tener lugar legalmente antes del 9 de octubre, se organizó en secreto para que no se convirtiese en catalizador de una nueva gran manifestación.

De acuerdo a Belta, Lukashenko mostró su "orgullo" en este discurso de investidura. "No sólo hemos elegido un presidente, hemos defendido nuestros valores, la vida en paz, la soberanía y la independencia", dijo, venciendo a los agitadores.

También afirmó que su país había resistido una "revolución de color", apodo dado en la ex URSS a los movimientos populares que expulsaron del poder a regímenes autoritarios desde comienzos de 2000 en Ucrania, Georgia y Kirguistán. Para Rusia y Lukashenko, fueron revueltas apoyadas por Occidente.

"Nuestro Estado enfrentaba un desafío sin precedentes (...) pero estamos entre los únicos, si no somos los únicos, donde la 'revolución de color' no funcionó. Es la decisión de los bielorrusos, que no querían la perdición de su país", añadió.

"Farsa"

Foto: AFP

El ministro de Relaciones Exteriores lituano, cuyo país alberga a opositores bielorrusos y al que Lukashenko acusa de conspiración en su contra, se burló de la ceremonia. "¡Qué farsa! Elecciones fraudulentas, investidura fraudulenta", tuiteó Linas Linkevicius.

Alemania "no reconoce", por falta de "legitimidad democrática", a Lukashenko, declaró de su lado el portavoz del gobierno alemán, Steffen Seibert. "No se cumplieron las exigencias mínimas para unas elecciones democráticas", denunció en rueda de prensa.

Lukashenko enfrenta desde las presidenciales del 9 de agosto un desafío sin precedentes, con decenas de miles de personas cada domingo en las calles de Minsk para denunciar su reelección, considerada fraudulenta, y esto a pesar de la represión de la protesta.

En los primeros días las manifestaciones fueron reprimidas con mucha violencia y miles de personas detenidas.

Las figuras opositoras fueron encarceladas o forzadas al exilio, como la candidata Svetlana Tijanóvskaya, novata en la política que sumó multitudes durante la campaña electoral y reivindica su victoria en las urnas.

Muchos periodistas también han sido detenidos, intimidados o se les retiró su acreditación. Este miércoles, fue detenido el director del sitio independiente Nacha Niva.

Lukashenko, en el poder desde 1994, acusa a los occidentales de orquestar la protesta. Cuenta con el apoyo de Rusia, aunque antes de las elecciones acusó a Moscú de querer desestabilizarlo. La UE amenaza con sancionar a Minsk, pero aún no hay acuerdo al respecto.

El presidente bielorruso, Alexander Lukashenko, que se enfrenta a un impresionante movimiento de protesta en las calles tras su reelección en agosto, prestó juramento este miércoles para un sexto mandato en una ceremonia mantenida en secreto.

"Alexander Lukashenko prestó juramento en lengua bielorrusa, después firmó el acta y la presidenta de la Comisión Electoral (...) le entregó el certificado de presidente de la república de Bielorrusia", informó primero la agencia de prensa gubernamental Belta y luego la web presidencial.

Durante la mañana, medios de comunicación independientes y plataformas de la oposición habían mencionado esta posibilidad ya que vieron el cortejo del presidente recorrer la ciudad a gran velocidad y comprobaron que la principal avenida de Minsk estaba cerrada al público, y con un importante despliegue policial alrededor de la sede presidencial.

"El presidente en funciones afirmó que había ganado con un 80% de los votos, pero convierte su investidura en una operación de los servicios especiales, con protección de las fuerzas antidisturbios y en secreto", ironizó en la red Telegram uno de los líderes de la oposición, Pavel Latushko, en el exilio como la mayoría de sus compañeros.

"Revolución de color"

Foto: AFP

Para los opositores y los medios de prensa independientes, esta ceremonia, que debía tener lugar legalmente antes del 9 de octubre, se organizó en secreto para que no se convirtiese en catalizador de una nueva gran manifestación.

De acuerdo a Belta, Lukashenko mostró su "orgullo" en este discurso de investidura. "No sólo hemos elegido un presidente, hemos defendido nuestros valores, la vida en paz, la soberanía y la independencia", dijo, venciendo a los agitadores.

También afirmó que su país había resistido una "revolución de color", apodo dado en la ex URSS a los movimientos populares que expulsaron del poder a regímenes autoritarios desde comienzos de 2000 en Ucrania, Georgia y Kirguistán. Para Rusia y Lukashenko, fueron revueltas apoyadas por Occidente.

"Nuestro Estado enfrentaba un desafío sin precedentes (...) pero estamos entre los únicos, si no somos los únicos, donde la 'revolución de color' no funcionó. Es la decisión de los bielorrusos, que no querían la perdición de su país", añadió.

"Farsa"

Foto: AFP

El ministro de Relaciones Exteriores lituano, cuyo país alberga a opositores bielorrusos y al que Lukashenko acusa de conspiración en su contra, se burló de la ceremonia. "¡Qué farsa! Elecciones fraudulentas, investidura fraudulenta", tuiteó Linas Linkevicius.

Alemania "no reconoce", por falta de "legitimidad democrática", a Lukashenko, declaró de su lado el portavoz del gobierno alemán, Steffen Seibert. "No se cumplieron las exigencias mínimas para unas elecciones democráticas", denunció en rueda de prensa.

Lukashenko enfrenta desde las presidenciales del 9 de agosto un desafío sin precedentes, con decenas de miles de personas cada domingo en las calles de Minsk para denunciar su reelección, considerada fraudulenta, y esto a pesar de la represión de la protesta.

En los primeros días las manifestaciones fueron reprimidas con mucha violencia y miles de personas detenidas.

Las figuras opositoras fueron encarceladas o forzadas al exilio, como la candidata Svetlana Tijanóvskaya, novata en la política que sumó multitudes durante la campaña electoral y reivindica su victoria en las urnas.

Muchos periodistas también han sido detenidos, intimidados o se les retiró su acreditación. Este miércoles, fue detenido el director del sitio independiente Nacha Niva.

Lukashenko, en el poder desde 1994, acusa a los occidentales de orquestar la protesta. Cuenta con el apoyo de Rusia, aunque antes de las elecciones acusó a Moscú de querer desestabilizarlo. La UE amenaza con sancionar a Minsk, pero aún no hay acuerdo al respecto.

Deportes

Cesan a Alex Diego, le cortan los espolones

Esta mañana la directiva de Gallos Blancos tomó la decisión de despedir al entrenador, al no cumplir el objetivo de llevar al equipo a puestos de repechaje

Local

Arranca el programa Mi Casa Es Tu Casa en San Juan del Río

Roberto Cabrera puso en marcha el programa para establecer cercanía con la población y escuchar sus inquietudes para tomar decisiones firmes en el trabajo legislativo

Local

Seguirán jornadas de educación

Personas me han contactado para que los visitemos, apoyemos con material educativo en sus domicilios, ya que ellos también ayudan a sus vecinos

Sociedad

Muerte de jornaleros mexicanos por Covid en EU es crimen de Estado: experto

De acuerdo a la Cancillería, hasta el 19 de octubre los decesos de mexicanos en los Estados Unidos son dos mil 637

Sociedad

Cambian la siembra de amapola por aguacate en Chihuahua

En dos años ya tienen "Mi familia tiene décadas en esta región y queremos estar en paz; dedicarnos a una actividad que permita obtener ganancias lícitamente", dijo el hijo de un capoplantados 40 mil árboles en 100 hectáreas

Finanzas

Lanzan solución digital para evitar la morralla en las tienditas

Esta solución digital permitirá que los tenderos incrementen hasta 30 por ciento sus ventas y reducir riesgos de manejar efectivo, se aseguró

Sociedad

CFCRL por iniciar actividades ante Reforma Laboral: experto

El inicio de actividades del CFCRL es parte de los compromisos internacionales que México asumió en el T-MEC, aseguró el especialista

Cine

Netflix presenta el tráiler de la serie de Selena Quintanilla

Con Christian Serratos en la piel de la icónica cantante, muestra a Selena de niña y cómo llegó a convertirse en una estrella de la música de la mano de su propia familia

Finanzas

Ingresos de Coca-Cola FEMSA moderan su caída en el tercer trimestre

FEMSA registró ingresos por 46 mil 734 mdp en el tercer trimestre del año, cifra 4% menor a la reportada en el mismo periodo de 2019