/ miércoles 7 de marzo de 2018

Denuncian abuso contra derechos de policías

María de Jesús Sánchez Miranda, elemento de la Secretaría de Seguridad Pública, rompió el silencio ante la violación de derechos laborares, explotación, falsas promesas y trato inhumano que reciben oficiales.

“Los comandantes siempre tratan de quedar bien con los mandos, pero a nosotros nos exprimen, nos humillan, como saben que no tenemos nadie que nos defienda, no tenemos sindicato, lo único que nos dicen es que si no nos gusta, para qué nos alquilamos”.

Con 20 años en la corporación, la mujer policía narró que fue un hecho especifico que la llevó a levantar la voz, pues fue puesta en arresto, debido a que no brindó apoyo en el evento masivo que se desarrolló con motivo del Día de la Familia, el pasado fin de semana en el Jardín Independencia, pues por su cumpleaños contaba un día de descanso, previamente solicitado y autorizado.

“Mi turno es de 24 por 48 horas, llego el lunes y me dicen que estoy arrestada por no presentarme a un apoyo por el evento masivo que se llevó a cabo en Jardín Independencia. Me dan una boleta de arresto, en la que dice que se me informó en tiempo y forma, pero estoy comprobando que a mí me dieron el día, no me presenté a laborar el viernes por mi cumpleaños, se supone que sábado y domingo descanso, entonces me presento hasta el lunes”.

Se negó a firmar la boleta de arresto, por considerar que fue una violación laboral. Pormenorizó que el arresto puede ir de 24 a 48 horas de labores ininterrumpidas, sin dormir, seguidas de la jornada laboral que es de 24 horas.

“No firme la boleta de arresto y ahorita no me dejan retirarme porque me van a volver a hacer otra boleta de arresto, me dice el comandante, Ranulfo Rodríguez, que por desobediencia y que son niñerías las que hago, de hecho metió como testigos a una compañera y dos compañeros porque me va a mandar a jurídico”.

Se dijo “cansada de tanta injusticia” es por eso que decidió hacer pública esta situación y revelar las condiciones en las que laboran la mayoría de los policías, que expresó, no se atreven a “hablar por miedo”, miedo que ella decidió enfrentar.

“Llevo casi 20 años de servicio y cada día nos tratan peor (…) Anteriormente no había hablado por temor, por represalias, porque sé que esto va costar mi baja, pero no me importa, de verdad ya estoy cansada, psicológicamente ya nos tienen cansados, porque por todo nos arrestan, de todo quieren apoyos´”.

Explicó que los “apoyos” representan trabajo extra que no se les remunera y tampoco se les da transporte para llegar a los lugares en los que se deben prestar, aunado a que son obligatorios, lo cual dijo es entendible cuando se trata de hechos en los que la población está en riesgo, pero consideró que el evento masivo del fin de semana no cumplía con esta característica.

“Que nos respeten los derechos laborales, se supone que en el reglamento interno dice que cuando sea un siniestro, un evento masivo no es un siniestro, no corre riesgo la población, por los apoyos no recibimos un solo peso, ni siquiera 15 pesos que cuesta el pasaje, nos obligan, siempre hay quien no viene y no siempre les hacen boletas de arresto”.

Esta libre disposición del tiempo de los oficiales, sin considerar el agotamiento físico y mental, también propicia que haya afectación en el núcleo familiar, pues detalló que tiene a su cargo a una adulta mayor y dos hijos menores de edad.

“Tengo a una abuelita de 98 años, que está en la casa, le amputaron un pie, están mis hijos de siete y nueve años, que están esperando a que llegue para darles de comer, darle medicamento a mi abuelita, bañarla, creo que este trato es inhumano”.

Otro aspecto desfavorable y que sus superiores no consideran, es que su hijo nació con sindáctila y el seguro médico que los policías reciben no cubre cirugías para este tipo de malformación, por lo que debe acudir cada determinado tiempo a la Ciudad de México y cubrir con prácticamente todo el gasto; compañeros y amigos le brindaron apoyo y, en escasas ocasiones, el gobierno municipal.

“Es muy cara la cirugía plástica reconstructiva que le están haciendo, va a dejar de necesitar cirugías hasta los 18 años. Es desgastante, uno ama el trabajo, porque no me importa trabajar el 24 y 31 de diciembre (…) pero estoy cansada de tanto abuso”.

Recordó que existen promesas sin cumplir, tal es el caso del apoyo para la vivienda y un bono que el Día del Policía se les dijo recibirían para que se fueran a desayunar con sus familias, el cual no ha llegado.

“Pido que nuestras autoridades nos apoyen en esto y no nada más lo que dicen los comandantes, ellos siempre llegan cuando nosotros ya tenemos a la persona asegurada, llegan a la foto, a los que elogian son a ellos y los que ponemos en peligro la vida somos nosotros, que al menos respeten nuestros días de descanso o investiguen por qué no se asiste a un apoyo antes de arrestar”, finalizó.

María de Jesús Sánchez Miranda, elemento de la Secretaría de Seguridad Pública, rompió el silencio ante la violación de derechos laborares, explotación, falsas promesas y trato inhumano que reciben oficiales.

“Los comandantes siempre tratan de quedar bien con los mandos, pero a nosotros nos exprimen, nos humillan, como saben que no tenemos nadie que nos defienda, no tenemos sindicato, lo único que nos dicen es que si no nos gusta, para qué nos alquilamos”.

Con 20 años en la corporación, la mujer policía narró que fue un hecho especifico que la llevó a levantar la voz, pues fue puesta en arresto, debido a que no brindó apoyo en el evento masivo que se desarrolló con motivo del Día de la Familia, el pasado fin de semana en el Jardín Independencia, pues por su cumpleaños contaba un día de descanso, previamente solicitado y autorizado.

“Mi turno es de 24 por 48 horas, llego el lunes y me dicen que estoy arrestada por no presentarme a un apoyo por el evento masivo que se llevó a cabo en Jardín Independencia. Me dan una boleta de arresto, en la que dice que se me informó en tiempo y forma, pero estoy comprobando que a mí me dieron el día, no me presenté a laborar el viernes por mi cumpleaños, se supone que sábado y domingo descanso, entonces me presento hasta el lunes”.

Se negó a firmar la boleta de arresto, por considerar que fue una violación laboral. Pormenorizó que el arresto puede ir de 24 a 48 horas de labores ininterrumpidas, sin dormir, seguidas de la jornada laboral que es de 24 horas.

“No firme la boleta de arresto y ahorita no me dejan retirarme porque me van a volver a hacer otra boleta de arresto, me dice el comandante, Ranulfo Rodríguez, que por desobediencia y que son niñerías las que hago, de hecho metió como testigos a una compañera y dos compañeros porque me va a mandar a jurídico”.

Se dijo “cansada de tanta injusticia” es por eso que decidió hacer pública esta situación y revelar las condiciones en las que laboran la mayoría de los policías, que expresó, no se atreven a “hablar por miedo”, miedo que ella decidió enfrentar.

“Llevo casi 20 años de servicio y cada día nos tratan peor (…) Anteriormente no había hablado por temor, por represalias, porque sé que esto va costar mi baja, pero no me importa, de verdad ya estoy cansada, psicológicamente ya nos tienen cansados, porque por todo nos arrestan, de todo quieren apoyos´”.

Explicó que los “apoyos” representan trabajo extra que no se les remunera y tampoco se les da transporte para llegar a los lugares en los que se deben prestar, aunado a que son obligatorios, lo cual dijo es entendible cuando se trata de hechos en los que la población está en riesgo, pero consideró que el evento masivo del fin de semana no cumplía con esta característica.

“Que nos respeten los derechos laborales, se supone que en el reglamento interno dice que cuando sea un siniestro, un evento masivo no es un siniestro, no corre riesgo la población, por los apoyos no recibimos un solo peso, ni siquiera 15 pesos que cuesta el pasaje, nos obligan, siempre hay quien no viene y no siempre les hacen boletas de arresto”.

Esta libre disposición del tiempo de los oficiales, sin considerar el agotamiento físico y mental, también propicia que haya afectación en el núcleo familiar, pues detalló que tiene a su cargo a una adulta mayor y dos hijos menores de edad.

“Tengo a una abuelita de 98 años, que está en la casa, le amputaron un pie, están mis hijos de siete y nueve años, que están esperando a que llegue para darles de comer, darle medicamento a mi abuelita, bañarla, creo que este trato es inhumano”.

Otro aspecto desfavorable y que sus superiores no consideran, es que su hijo nació con sindáctila y el seguro médico que los policías reciben no cubre cirugías para este tipo de malformación, por lo que debe acudir cada determinado tiempo a la Ciudad de México y cubrir con prácticamente todo el gasto; compañeros y amigos le brindaron apoyo y, en escasas ocasiones, el gobierno municipal.

“Es muy cara la cirugía plástica reconstructiva que le están haciendo, va a dejar de necesitar cirugías hasta los 18 años. Es desgastante, uno ama el trabajo, porque no me importa trabajar el 24 y 31 de diciembre (…) pero estoy cansada de tanto abuso”.

Recordó que existen promesas sin cumplir, tal es el caso del apoyo para la vivienda y un bono que el Día del Policía se les dijo recibirían para que se fueran a desayunar con sus familias, el cual no ha llegado.

“Pido que nuestras autoridades nos apoyen en esto y no nada más lo que dicen los comandantes, ellos siempre llegan cuando nosotros ya tenemos a la persona asegurada, llegan a la foto, a los que elogian son a ellos y los que ponemos en peligro la vida somos nosotros, que al menos respeten nuestros días de descanso o investiguen por qué no se asiste a un apoyo antes de arrestar”, finalizó.

Local

Inegi y Procuraduría Agraria visitarán ejidos

Del 19 de septiembre al 30 de noviembre de 2022 se realizará el Censo Agropecuario 2022 por parte del Inegi

Local

Van contra casos de transfobia en escuelas locales

Esperan tener eco en las peticiones ante el organismo educativo para intervenir en los centros escolares

Local

Hospital General va por su reacreditación

Hospital sanjuanense busca acreditación de establecimiento que garantice seguridad, calidad y capacidad instalada

Cultura

El grupo Ollin Yoliztli viajará a Colombia

Para representar a México en el Festival Nacional e Internacional María Molina en Bogotá

Local

Inegi y Procuraduría Agraria visitarán ejidos

Del 19 de septiembre al 30 de noviembre de 2022 se realizará el Censo Agropecuario 2022 por parte del Inegi

Local

Van contra casos de transfobia en escuelas locales

Esperan tener eco en las peticiones ante el organismo educativo para intervenir en los centros escolares

Local

Hospital General va por su reacreditación

Hospital sanjuanense busca acreditación de establecimiento que garantice seguridad, calidad y capacidad instalada

Local

Informe de Roberto Cabrera será en septiembre

Se realizará una invitación para que el Gobernador del Estado, Mauricio Kuri González asista al acto