/ miércoles 24 de noviembre de 2021

Expediente Q | Transparentes 


En el Diario Oficial de la Federación (DOF), el Ejecutivo federal publicó el acuerdo que declara de interés público y seguridad nacional la realización de proyectos y obras a cargo del Gobierno de México.

Los proyectos de infraestructura del Gobierno federal considerados como emblemáticos, además de ser criticados por su elevado costo al erario o por los beneficios que podría generar, son señalados por los daños ambientales que ocasionan a corto y mediano plazo.

En México, en la obra pública se tiene la sospecha que no es transparente, situación que está vinculada a la forma en la que el gobierno realiza las contrataciones y hay grandes sospechas que ahí es dónde está el negocio y la forma de enriquecerse desde un cargo público; se trata de un grave problema estructural, que en el fondo mantiene la corrupción, a través de adjudicaciones directas, licitaciones simuladas y “moches”.

Ejemplos con sospecha hay varios: La mega biblioteca Vasconcelos, un monumento a la falta de planeación y corrupción. 954 millones de pesos casi a la basura, fue inaugurada en mayo de 2006 por Vicente Fox, un año después fue cerrada por filtraciones de agua. La autoridad detectó 36 irregularidades en su construcción y emitió 13 averiguaciones contra servidores públicos del gobierno federal. Costó más de 32 millones de pesos más para repararla.

La refinería del “Bicentenario” en Hidalgo fue el mayor proyecto inconcluso del gobierno de Felipe Calderón, entre 2008 y 2014 se gastaron 9 mil millones de pesos y sólo se construyó la barda perimetral de 14.7 kilómetros, el único vestigio de ese anuncio que nunca se concretó. En 2014 el gobierno federal canceló definitivamente la obra por “falta de rentabilidad”.

El gobierno de López Obrador ha puesto bajo llave, reservando por 5 años, los documentos de proyectos y casos clave que marcan hasta ahora su gobierno; las obras al ser la seguridad nacional una de las causales de reserva de información, prevista en el artículo 110, fracción I, de la ley federal de transparencia y acceso a la información pública, las dependencias y entidades de la administración pública federal. Viva México, cuando hay duda, es que hay duda.

DE REBOTE

No habrá segundo piso en avenida 5 de Febrero, el gobierno de Mauricio Kuri, fue receptivo y no cayó en la tentación de obstinarse por algo que no fue aceptado por expertos y ciudadanos.


adanolvr@adanolvera.com

@adanolverar


En el Diario Oficial de la Federación (DOF), el Ejecutivo federal publicó el acuerdo que declara de interés público y seguridad nacional la realización de proyectos y obras a cargo del Gobierno de México.

Los proyectos de infraestructura del Gobierno federal considerados como emblemáticos, además de ser criticados por su elevado costo al erario o por los beneficios que podría generar, son señalados por los daños ambientales que ocasionan a corto y mediano plazo.

En México, en la obra pública se tiene la sospecha que no es transparente, situación que está vinculada a la forma en la que el gobierno realiza las contrataciones y hay grandes sospechas que ahí es dónde está el negocio y la forma de enriquecerse desde un cargo público; se trata de un grave problema estructural, que en el fondo mantiene la corrupción, a través de adjudicaciones directas, licitaciones simuladas y “moches”.

Ejemplos con sospecha hay varios: La mega biblioteca Vasconcelos, un monumento a la falta de planeación y corrupción. 954 millones de pesos casi a la basura, fue inaugurada en mayo de 2006 por Vicente Fox, un año después fue cerrada por filtraciones de agua. La autoridad detectó 36 irregularidades en su construcción y emitió 13 averiguaciones contra servidores públicos del gobierno federal. Costó más de 32 millones de pesos más para repararla.

La refinería del “Bicentenario” en Hidalgo fue el mayor proyecto inconcluso del gobierno de Felipe Calderón, entre 2008 y 2014 se gastaron 9 mil millones de pesos y sólo se construyó la barda perimetral de 14.7 kilómetros, el único vestigio de ese anuncio que nunca se concretó. En 2014 el gobierno federal canceló definitivamente la obra por “falta de rentabilidad”.

El gobierno de López Obrador ha puesto bajo llave, reservando por 5 años, los documentos de proyectos y casos clave que marcan hasta ahora su gobierno; las obras al ser la seguridad nacional una de las causales de reserva de información, prevista en el artículo 110, fracción I, de la ley federal de transparencia y acceso a la información pública, las dependencias y entidades de la administración pública federal. Viva México, cuando hay duda, es que hay duda.

DE REBOTE

No habrá segundo piso en avenida 5 de Febrero, el gobierno de Mauricio Kuri, fue receptivo y no cayó en la tentación de obstinarse por algo que no fue aceptado por expertos y ciudadanos.


adanolvr@adanolvera.com

@adanolverar

ÚLTIMASCOLUMNAS
sábado 27 de noviembre de 2021

Expediente Q | Covid-19

Adan Olvera

viernes 26 de noviembre de 2021

Expediente Q | Modelo

Adan Olvera

jueves 25 de noviembre de 2021

Expediente Q | Vocero

Adan Olvera

miércoles 24 de noviembre de 2021

Expediente Q | Transparentes 

Adan Olvera

martes 23 de noviembre de 2021

Expediente Q | Límites

Adan Olvera

sábado 20 de noviembre de 2021

Expediente Q | Problema

Adan Olvera

viernes 19 de noviembre de 2021

Expediente Q | Desarrollo

Adan Olvera

jueves 18 de noviembre de 2021

Expediente Q | Adelantados

Adan Olvera

miércoles 17 de noviembre de 2021

Expediente Q | Rencilla

Adan Olvera

martes 16 de noviembre de 2021

Expediente Q | Reactivación

Adan Olvera

Cargar Más